La historia del café espresso

954 83 73 77
La historia del café espresso

Un buen distribuidor de cápsulas de café en Sevilla sabe que esta bebida es un placer para el paladar de muchos. Además, esto no es algo nuevo.

Para un distribuidor de cápsulas de café en Sevilla los clientes son muy importantes. Sabemos que los bebedores de café son personas sofisticadas a las que les gusta conocer y aprender cosas nuevas. Por ello, te traemos hoy la historia del café espresso italiano.

El café espresso, a pesar de que las cafeteras comenzaron a existir en el siglo XVII, se popularizó y comenzó a servir como tal en el año 1901. El inventor milanés Luigi Bezzera empezó a producir en una caldera de bronce calentada al carbón una pastilla de café que, con el contacto con el agua caliente, se deshacía.

Más adelante, en el año 1903, esta máquina fue adquirida por Desiderio Pavoni, un fabricante que comenzó a comercializarla bajo el nombre de 'Ideale'. Con lo que se convirtió en la primera máquina de café espresso de uso comercial.

Un dato muy curioso de estos inicios es que, durante los primeros años de este siglo, cuando comenzó a adquirirse en diferentes establecimientos, esta bebida era consumida por empresarios y trabajadores que tenían que acudir rápido a sus puestos laborales o a sus citas particulares.

La duración en la que tardaban en tomarse esta pequeña cantidad de café concentrado era de 45 segundos de media. Y de ahí, curiosamente, viene el nombre del café espresso, el café más consumido hoy en todo el mundo.

No tardó en crecer su consumo, en generar diferentes opciones, como la posibilidad de añadirles crema por arriba, ni dejaron de modernizarse las máquinas durante el siglo XX hasta conocer las diferentes posibilidades que tenemos hoy.

En Caffé Duetazze tenemos las mejores cápsulas para que puedas disfrutar de tu espresso.

haz clic para copiar mailmail copiado